21, September

La Fundación Tecnología y Salud entrega a la Fundación Luzón uno de los Premios “Tecnología y Salud 2018”


La Fundación Tecnología y Salud y la Federación Española de Empresas de Tecnología Sanitaria (Fenin) han hecho entrega de los Premios “Tecnología y Salud 2018”. El Premio a la Mejor Organización de Apoyo al Paciente 2018, que reconoce la labor de asociaciones que trabajan por mejorar la salud y la calidad de vida de los enfermos, ha recaído en la Fundación Francisco Luzón, por la intensa labor que desempeña con las personas que padecen Enfermedad Lateral Amiotrófica (ELA), una patología de la que se diagnostican cada año 900 casos en España y para la que aún no existe cura.

María José Arregui, vicepresidenta de la Fundación Francisco Luzón, explica que “España tiene el talento y los mimbres para ser referente en la investigación en ELA a nivel internacional”. Sin embargo, señala que, para conseguirlo, es necesario priorizar la I+D+i en esta patología a nivel estatal y autonómico y promover la cohesión y el trabajo colaborativo de los grupos que hoy trabajan en ELA. “Si además disponemos de un registro nacional de pacientes ligado a un biobanco y con utilidad para el desarrollo de la investigación, tendremos las claves para que España sea una referencia internacional en avances científicos en esta enfermedad”, ha declarado.

Premios “Tecnología y Salud”

En sus diez ediciones previas, estos galardones han distinguido a 45 iniciativas, actuaciones y trayectorias de excelencia en el ámbito de la Tecnología Sanitaria desarrolladas por profesionales, instituciones, asociaciones de pacientes, comunidades autónomas y emprendedores.

El acto ha estado presidido por la directora de la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios, María Jesús Lamas Díaz, para quien es fundamental reconocer el avance en el ámbito de la Tecnología Sanitaria “y a todos aquellos que con su trabajo lo hacen posible, pues gracias al esfuerzo de estas personas, organismos e instituciones toda la población puede beneficiarse de innovaciones revolucionarias en el ámbito sanitario”. En su opinión, “la Tecnología Sanitaria es un sector estratégico y claro motor de la innovación en nuestro país, y las nuevas tecnologías permiten el desarrollo de productos innovadores que ya están impactando y revolucionando los sistemas sanitarios, lo que redunda en una mayor oferta de servicios de salud a la población”.

Durante la ceremonia de entrega de los premios, la secretaria del Patronato de la Fundación Tecnología y Salud y secretaria general de Fenin, Margarita Alfonsel, ha señalado que “el objetivo de los premios es servir de estímulo para que los galardonados continúen innovando, así como contribuir a hacer visibles ante la sociedad, la Administración y el sector sanitario, proyectos que aportan en su conjunto grandes beneficios a la mejora de la salud de la población”.

Por su parte, el presidente de la Fundación Tecnología y Salud, José Luis Gómez, ha trasladado el compromiso de esta entidad con la divulgación del valor de la Tecnología Sanitaria y la necesidad de sensibilizar a la sociedad en torno a sus beneficios, precisamente uno de los objetivos de los premios. Según ha destacado Gómez, en la presente edición, “se han valorado de manera especial iniciativas dirigidas al paciente, que promueven el conocimiento sobre su enfermedad y fomentan su interacción con los profesionales sanitarios, concretamente en patologías crónicas”. Además, este año también se ha prestado especial atención a proyectos y campañas que ofrecen a los ciudadanos herramientas para capacitarlos de cara a una mayor participación en el cuidado de su propia salud, lo que contribuye a construir una sociedad más sana, con mayor autonomía en la gestión de su bienestar y un sistema sanitario más eficiente y sostenible.

Una eminente genetista de prestigio internacional

Los premios también distinguen a profesionales por su trayectoria en el ámbito sanitario. Así, la doctora Carmen Ayuso, médico jefe del Servicio de Genética y directora científica del Instituto de Investigación Sanitaria Fundación Jiménez Díaz, ha sido galardonada en esta edición con el Premio Fenin a la Innovación Tecnológica Sanitaria 2018.

Según sus palabras, “dedicarse a la genética médica es un privilegio, pero también un reto. Hemos pasado de la medicina genética a la medicina genómica, dando un enfoque nuevo al cáncer, a las enfermedades raras o a las infecciosas, entre otras”. En su opinión, para que se produzcan avances en esta área, “es necesario introducir cambios organizativos y de formación, y medir su impacto económico, no solo en términos de inversión tecnológica, sino también de los retornos por el efecto positivo en la salud de los ciudadanos. Todo ello es de especial importancia en el caso de las enfermedades raras por la gran carga de discapacidad, cronicidad y mortalidad que producen. Lo relevante es poder intervenir, prevenir mejorando la salud y la calidad de vida de estas personas y sus familias”, ha afirmado.

Prometedores avances en Alzheimer

Estos premios también quieren destacar investigaciones pioneras, en esta ocasión, otorgando el Reconocimiento de la Fundación Tecnología y Salud 2018 al Laboratorio de Neurociencia Cognitiva y Computacional (UCM-UPM) del Centro de Tecnología Biomédica de Madrid. La organización ha tenido en consideración especialmente el desarrollo de un biomarcador para el diagnóstico precoz del Alzheimer, que permite detectar alteraciones de las redes funcionales cerebrales de personas asintomáticas, incluso antes de que el cerebro sufra cambios morfológicos. “En nuestras últimas investigaciones, hemos demostrado que, cuando una persona mayor tiene depósitos de la proteína amiloide en su cerebro, aunque no presente síntomas de alteraciones cognitivas, sus redes funcionales evaluadas con magnetoencefalografía (MEG) ya están empezando a deteriorarse”, apunta el director del Laboratorio, Fernando Maestú.

En su opinión, este tipo de reconocimientos, “aparte de ser una magnífica fuente de motivación para que los investigadores continúen su labor diaria sabiendo que cuentan con un gran apoyo social, suponen una importante plataforma de difusión de las investigaciones”.

Otros reconocimientos

Los galardones también quieren destacar iniciativas dirigidas a dotar a la población de instrumentos para la mejora de su salud. En esta edición, el Premio a la Mejor Campaña de Educación y Prevención en Salud de una CCAA 2018 ha sido concedido a la Dirección General de Salud Pública y Consumo de la Consejería de Salud de la Rioja, por su iniciativa “Come variado”. En su objetivo de reconocer proyectos dirigidos a personas con enfermedades crónicas, el proyecto Effichronic, coordinado desde de la Consejería de Sanidad del Principado de Asturias ha recibido el Premio al Mejor Programa de Crónicos impulsado por una CCAA 2018.

Un año más, la Fundación Tecnología y Salud ha querido poner en valor la labor de los emprendedores, por su capacidad para orientar la innovación hacia sectores diversos de gran potencial y con una demanda constante de nuevas soluciones. En este sentido, el Premio Fenin al Emprendimiento en Tecnología Sanitaria 2018 ha recaído en la empresa Talemnology, dedicada a dispositivos para la mejora del control de las enfermedades cardiacas y hepáticas. En concreto, por el desarrollo de la primera técnica no invasiva para el diagnóstico de la Enfermedad de Hígado Graso no Alcohólico. La herramienta DeMILI, basada en el análisis de Resonancia Magnética, “evalúa de forma simultánea dos biomarcadores de imagen relacionados con la presencia, o no, de Esteatohepatitis no Alcohólica (NASH) y Fibrosis, lo que permite al facultativo información necesaria para la toma de decisiones sobre qué pacientes deberán de ser tratados y cuáles no”, señala Samuel Borreguero, cofundador de Talemnology.

En la presente edición de los premios, se ha incorporado un nuevo reconocimiento, a la Mejor Innovación Tecnológica en Salud impulsada por una CCAA, que ha sido otorgado al Servicio Andaluz de Salud, por su proyecto “Huella de Energía”. Un proyecto pionero cuyo principal objetivo es la promoción de acciones destinadas a disminuir los índices de radiación en los pacientes por exploración, mediante la disminución de dosis entre un 20 y un 50%. Implica la renovación de los equipos de radiología, lo que supone diagnósticos más precisos y una mejora de la accesibilidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies